Aumente el rendimiento con el anillo expansible Turbulence Optimiser™

Aumente el rendimiento con el anillo expansible Turbulence Optimiser™
Nuevas bombas KPL de flujo axial

La nueva gama KPL de bombas de flujo axial de hélice resulta idónea para el control de inundaciones, así como para otras aplicaciones que requieren una gran capacidad de bombeo. El anillo expansible Turbulence Optimiser™ constituye una solución innovadora para reducir la turbulencia en el espacio existente entre la voluta de la bomba y la tubería vertical, que además consigue aumentar el rendimiento en hasta un 2 %.

El anillo de caucho expansible Turbulence OptimiserTM aumenta la eficiencia hidráulica hasta en dos puntos porcentuales, resolviendo así un problema tradicionalmente ligado a las bombas de flujo axial de hélice.

Cada vez más, los sistemas de tratamiento de aguas deben hacer frente a las consecuencias de las lluvias intensas y los casos de esconterría. La atención que hoy se presta al control de las aguas de tormenta, superficiales y pluviales ha dado lugar a un incremento en la demanda de sistemas fiables, robustos, con menor consumo energético y fáciles de mantener.

“En Grundfos nos preocupamos por la eficiencia energética y la fiabilidad para aplicaciones de carácter crítico porque queremos evitar que tanto los sistemas de tratamiento de aguas como las personas sufran interrupciones en su vida cotidiana”, comenta Jim Rise, jefe de desarrollo comercial de Grundfos. “Las ventajas que proporciona el anillo de caucho expansible Turbulence Optimiser™ demuestran nuestro compromiso con la búsqueda de soluciones a los verdaderos problemas a los que se enfrentan los propietarios y usuarios, así como con la obtención de beneficios tangibles”.

La gama de bombas de flujo axial de hélice KPL ofrece una eficiencia energética de hasta el 87 % sin obstrucción, con un diseño líder en el mercado por su reducido peso.

TAB_1_Navigation_pass_C1.JPG

Presentación del anillo expansible Turbulence Optimiser™
Habitualmente, la turbulencia generada entre la voluta de las bombas de flujo axial de hélice y la tubería vertical reduce el rendimiento de dichas bombas. A medida que el caudal y la presión aumentan también lo hace la turbulencia, lo que provoca una disminución aún mayor del rendimiento. Con el fin de resolver este problema, Grundfos ha desarrollado el anillo expansible Turbulence Optimiser™, una solución innovadora que consigue aumentar el rendimiento hidráulico en hasta un 2 %.

FOTOGRAFÍA: Grundfos ha instalado algunos de sus equipos en los sistemas de descarga en dársenas y lucha contra incendios del complejo de prevención de inundaciones existente en San Petersburgo (Rusia).

El anillo de caucho expansible Turbulence Optimiser™ (pendiente de patente), se monta en el perímetro de la voluta de la bomba. A medida que el caudal y la presión de agua aumentan, el anillo de caucho se expande y adapta a la tubería, reduciendo tanto la turbulencia como la pérdida de rendimiento que ésta origina.

El anillo expansible Turbulence Optimiser™ se incluye de serie en todas las bombas de flujo axial de hélice KPL. Otra de sus ventajas es que consigue eliminar la influencia de la desalineación y las tolerancias de producción de la tubería sobre el rendimiento. Una innovación adicional, disponible como accesorio, es el cono anticavitación. Se trata de una solución de diseño patentado que evita tanto la generación excesiva de vórtices como el fenómeno de cavitación en las bombas.

Fiables, versátiles y robustas
Las bombas de flujo axial de hélice KPL están diseñadas para conseguir un caudal elevado con una carga reducida. Gracias a que consiguen caudales de hasta 700 m3/min con una carga de hasta 9 m, las bombas de flujo axial de hélice KPL de Grundfos resultan idóneas para el control de inundaciones y para otras aplicaciones en las que deben moverse grandes volúmenes de agua, como la captación de agua bruta, el control de las aguas de tormenta, las estaciones de bombeo de plantas de tratamiento de aguas residuales, las bombas de recirculación, la acuicultura, el suministro de agua, los sistemas de refrigeración y los parques acuáticos.

Su hélice de alta precisión, de una sola pieza, se adapta perfectamente a todas estas aplicaciones. Esto resuelve el problema de las averías que pueden producirse durante el ajuste de las palas, ya que no existen componentes que puedan aflojarse. La geometría de la hélice, inclinada hacia atrás, consigue que los restos de tejidos y los sólidos no se queden adheridos a ella, reduciendo las obstrucciones.

Cada bomba KPL se diseña específicamente para adaptarla a sus necesidades y se encuentra disponible en numerosas versiones que le garantizan rendimiento y rentabilidad. Entre los elementos opcionales se incluyen distintos materiales, sensores, revestimientos superficiales y materiales de sellado del eje.

Facilidad de servicio y mantenimiento
Las bombas de flujo axial de hélice KPL incorporan diversas tecnologías de “diseño inteligente” que dotan a estas bombas de características de diseño funcionales que permiten ahorrar tiempo y dinero y prolongan la vida útil de las bombas. Su bajo peso, que las convierte en líderes de su segmento y se ha reducido notablemente en comparación con los modelos anteriores, no altera la conocida robustez de las bombas de flujo axial KPL.

También presentan menores requisitos de mantenimiento; por ejemplo, la geometría de la hélice, inclinada hacia atrás, posibilita una autolimpieza eficaz de la misma. El anillo de desgaste (que puede sustituirse fácilmente), el orificio de inspección del compartimento de cables y el sello de cartucho del eje también reducen los tiempos de parada. El asa de izado equilibrada garantiza que la bomba no sufra daños ni durante su instalación ni en otras situaciones en las que deba izarse (algo que siempre conlleva riesgos, ya que la tubería vertical puede alcanzar profundidades de hasta 20 m).

El sello mecánico doble del eje se integra en un único cartucho que conforma un sistema de sellado integral, lo que constituye una solución de sellado sostenible que puede sustituirse fácilmente sobre el terreno sin necesidad de utilizar herramientas especiales. Las nuevas bombas KPL poseen muchas de las características de nuestra gama de bombas de flujo axial conocidas y apreciadas por nuestros clientes, como el asa de izado equilibrada, el sello pasacables patentado, rodamientos de alta calidad, la voluta axial optimizada mediante mecánica de fluidos computacional (CFD, por sus siglas en inglés) y sensores que permiten monitorizar el funcionamiento de las bombas (incluido un sensor de agua en aceite).

Si desea obtener más información acerca de las bombas de flujo axial KPL, haga clic aquí.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati