Derivación de caldera

La tarea principal de la derivación de la caldera es garantizar que la diferencia de temperaturas entre la parte superior e inferior de la caldera no resulta muy elevada. Una diferencia de temperaturas muy elevada puede provocar tensiones en el material y reducir así la vida de la caldera.

La tarea principal de la derivación de la caldera es garantizar que la diferencia de temperaturas entre la parte superior e inferior de la caldera no resulte muy elevada.

Una diferencia de temperaturas muy elevada puede provocar tensiones en el material y reducir así la vida de la caldera.

La bomba de la derivación de la caldera hace circular el agua desde la tubería de caudal a la tubería de retorno o, directamente, la introduce en la caldera. La diferencia máxima de temperaturas es de, aproximadamente, 10-20°C.

Para ciertos tipos de combustible, las temperaturas muy bajas pueden causar corrosión en la parte inferior de la caldera. Se puede garantizar la máxima seguridad y un rendimiento energético máximo utilizando una bomba de velocidad controlada.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati