Requisito de calor

Los requisitos de calefacción para un edificio se calculan en base al intercambio estimado de calor con el entorno y con los usuarios del edificio.

Los requisitos de calefacción para un edificio se calculan en base al intercambio estimado de calor con el entorno y con los usuarios del edificio.

  • Pérdidas de ventilación e infiltración
  • Parámetros climatológicos: temperatura exterior, entrada de luz solar y factores de viento
  • Fuentes de calor internas (adiciones): personas, equipos eléctricos, luces
  • La capacidad del edificio para acumular calor
  • Temperatura de la habitación

El equilibrio calorífico se puede contemplar como un proceso estacionario, cuando se desprecian la acumulación de calor y las variaciones con el tiempo. En el caso estacionario, el requisito neto de calor se calcula utilizando la fórmula siguiente:

Φneto = Φpérdida + Φventilación –Φañadido.

Realizar cálculos dinámicos, incluyendo acumulación de calor y variaciones con el tiempo, resulta una tarea muy complicada. Por ello, en general estos cálculos se efectúan utilizando programas informáticos.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati