Termistores PTC

Los termistores son resistores que reaccionan ante los cambios de temperatura. Existen dos categorías: resistores de silicio con sensibilidad térmica y materiales cerámicos policristalinos.

Los termistores PTC comerciales pertenecen a ambas categorías. La primera categoría consta de resistores de silicio con sensibilidad térmica. Estos dispositivos muestran un coeficiente de temperatura positivo bastante uniforme (alrededor de +0,77% /°C) durante la mayor parte de su rango de funcionamiento. También pueden mostrar una zona con un coeficiente de temperatura negativo por encima de 150 °C. Con frecuencia, estos dispositivos se utilizan para compensar la temperatura de los dispositivos semiconductores de silicio en el rango de -60 °C a +150 °C.

La segunda categoría importante incluye a los materiales cerámicos policristalinos. Suelen presentar una elevada resistencia pero se les puede convertir en semiconductores mediante la adición de dopantes. Suelen fabricarse utilizando compuestos de bario, plomo y estroncio/titanio con aditivos tales como itrio, manganeso, tantalio y silicio.
Estos dispositivos tienen unas características de resistencia-temperatura que presentan un coeficiente de temperatura negativo muy pequeño, hasta que el dispositivo alcanza una temperatura crítica al que se conoce como su temperatura “Curie”, de conmutación o de transición.
Cuando los dispositivos van alcanzado esta temperatura crítica comienzan a mostrar un coeficiente de resistencia creciente con la temperatura y positivo así como un gran aumento en la resistencia. El cambio de resistencia puede ser de varios órdenes de magnitud con un cambio de temperatura de unos pocos grados.

El termistor PTC tiene que conectarse a un circuito de control que pueda transformar el cambio de resistencia a una señal de control que sea capaz de cortar la corriente de alimentación del motor.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati